h1

Fahrenheit 451

31 marzo 31UTC 2007

Aprovechando la ausencia de invitados y el dvd del coreano, me he hecho una sesión de cine en condiciones. Vi y disfruté Fahrenheit 451 (François Truffaut, 1966). 

fahrenheit-451.jpg

Anuncios

One comment

  1. Por una parte, entiendo bien a los quemadores de libros, supongo que el conocimiento aleja de la felicidad. Hay que pensar en la expulsión de Adán y Eva del Paraíso: no debieron comer los frutos del Árbol del conocimiento. Por eso los niños o los animales parecen tan felices, libres de cultura; al menos, de cultura pensada como interpretación de la naturaleza.

    Otra cosa, la simpática comuna de hombres-libro: ¿no da un poco de miedo? No sé quién me dijo hace poco que había algo que le parecía mucho peor que no leer: leer un —único— libro.

    Y dicha esta tontería, me voy a Lidl -el supermercado para white trash— a hacer una compra, creo que hay unos bogavantes de oferta que dan el pego a las visitas.



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: